sábado, 31 de diciembre de 2016

TIEMPO DE AGRADECER



TIEMPO DE AGRADECER

GRACIAS, es la palabra con la que podemos resumir el termino de un año que se va, desarrollar un balance donde se consignen pérdidas y ganancias; saldar cuentas y emprender nuevos retos.

El año nuevo se construye en base al PRESENTE, que es el regalo que tenemos cada día para crearnos un futuro mejor, liberarnos, perdonar, pero sobre todo ser agradecidos con la vida, porque ese reconocimiento nos indica la capacidad del desarrollo de nuestro autoconocimiento.

Cuando agradecemos le estamos diciendo Sí a la vida, es nuestra elección y depende  de nuestra propia ACTITUD, de como trascendemos más allá de los pesares y las dificultades que no faltan en la vida, para cambiar y crearnos un mejor futuro, un mundo mejor.

Somo energía, tenemos el poder en nuestras manos para actuar y generar nuevas y mejores oportunidades para ser felices cada día.

Rocxana Croce.





miércoles, 7 de diciembre de 2016

ABRAZAR: ANTIDEPRESIVO PODEROSO



"Dice la tradición que cada vez que abrazamos de verdad a alguien, ganamos un día de vida". Paulo Coelho.

El acto de abrazar conlleva muchos beneficios sin distinguir a nada ni a nadie. El contacto físico transporta energía, una carga e intercambio de emociones y sensaciones que proveen un bienestar psicológico, corporal, emocional donde el beneficio se traduce en alegría, con una sensación de aceptación personal y de ser querido por los demás.

Las ganancias o beneficios incluyen además sentimientos de protección, sobre todo en determinados momentos donde podemos sentirnos frágiles, el abrazo nos retorna la posibilidad de ser acogidos.

También la confianza que necesitamos frente a los desafíos de la vida y que nos retorna el abrazo cargado de esa fuerza o motor para  enfrentarlo todo o casi todo.

Lo anterior nos provee de seguridad en nuestros desempeños y actuares, con esa confianza necesaria para desenvolvernos cotidianamente.

Por último la fortaleza que nos impregna un abrazo, se trasluce en nuestra toma de decisiones, con asertividad y mejor autoestima.

Por ello y más, no escatimemos en abrir los brazos para dar o recibir un abrazo cada día, no cuesta nada, es gratis y los beneficios son muchos.

Ps. Rocxana Croce.